La nueva vacuna contra el Ébola creada por China es más adecuada para su uso en África

Por Hou Lulu, Diario del Pueblo

En agosto de 2014, el personal chino realiza su trabajo en el hospital Golden Haman Road de Freetown, Sierra Leona. Por Zhang Jianbo, Diario del Pueblo.

El 19 de octubre, la Administración Estatal de Alimentos y Medicamentos de China aprobó la solicitud de registro de un nuevo medicamento, la “vacuna contra el virus del Ébola (adenovirus)”. La vacuna ha sido desarrollada independientemente por China, y cuenta con derechos de propiedad intelectual completamente independientes de productos innovadores de vacunas recombinantes. Se trata de la primera vacuna recombinante contra el virus del Ébola.

La vacuna contra el virus del Ébola aprobada por China también puede estimular la inmunidad celular y la inmunidad humoral del ser humano, y al tiempo que garantiza la seguridad, pero también tiene una buena inmunogenicidad. Además, la vacuna también rompe el cuello de botella técnico de las preparaciones liofilizadas de vacunas portadoras del virus. Hasta ahora, solo dos países en el mundo, Estados Unidos y Rusia, habían desarrollado una vacuna contra el virus del Ébola. En comparación con la dosis de las vacunas creadas en los otros países, la dosis liofilizada de la vacuna del virus del Ébola creada por China cuenta con una estabilidad excelente, especialmente para su transporte y uso en África y otras áreas con altas temperaturas, por lo que tiene ventajas más destacadas.

La vacuna recombinante contra el virus del Ébola fue desarrollada conjuntamente por el Instituto de Bioingeniería de la Academia China de Ciencias Médicas Militares y la empresa Kangxino BioShield.

El virus del Ébola se descubrió por primera vez en 1976. En 2014, el brote de Ébola más grave en la región de África occidental provocó al menos 11.300 muertes, y la Organización Mundial de la Salud la calificó como una de las enfermedades más graves de la humanidad. El 10 de agosto de ese mismo año, China envió a África Occidental a un grupo de expertos para luchar contra el brote de Ébola. Las estadísticas muestran que desde el estallido de la epidemia de fiebre hemorrágica del Ébola, China ha lanzado la operación de asistencia sanitaria en el extranjero a mayor escala desde la fundación de  la nueva China, enviando a tres países afectados de la zona a un total de más de 1.200 trabajadores del sector sanitario y a expertos en salud pública. Además se ha logrado el objetivo de “Cero Infecciones” en la batalla de la lucha contra la enfermedad en Ghana.